Firma la Carta de Apoyo

Carolina del Norte, uno de cada seis niños pasa hambre a diario. En nuestros condados más rurales, hasta uno de cada tres niños pasa hambre. Proporcionar comidas escolares sin costo a todos los estudiantes de las escuelas públicas de Carolina del Norte garantizará que todos los niños tengan acceso a desayunos y almuerzos saludables y nutritivos; favorecerá el éxito académico de los estudiantes y eliminará la deuda de las comidas y las “humillaciones por no poder pagar los almuerzos”.

Ningún niño debería pasar hambre porque sus padres o tutores no puedan pagar los alimentos. Sin embargo, todos los días en Carolina del Norte, casi 400,000 niños no tienen suficiente para comer.

El COVID-19 nos mostró cuánto necesitan los niños las comidas escolares. Un estudio de los distritos escolares sobre School Meals for All (Comidas escolares para todos) durante el COVID-19 reveló que:

  • El 95% informó que las exenciones a nivel nacional ayudaron a reducir el hambre infantil en su distrito escolar;
  • El 85% informó que las exenciones a nivel nacional eliminaron cualquier estigma asociado con las comidas escolares; y
  • El 82% afirmó que las exenciones nacionales contribuyeron al éxito académico.

Las comidas escolares sin costo son una inversión en el desempeño académico. Diversos estudios demuestran que proporcionar comidas sanas a los estudiantes en la escuela hace que estén más atentos y participen más en clase, lo que se traduce en mejores notas, mayores índices de asistencia y mayores tasas de graduación. Las comidas escolares sin costo para todos garantizan que los niños disfruten de comidas sanas, dándoles una mejor oportunidad de alcanzar el éxito académico.

Si todos los estudiantes pudieran comer en la escuela sin costo alguno, no habría motivo de vergüenza. Las comidas escolares sin costo eliminarían de una vez por todas el estigma asociado con las comidas gratuitas y a precio reducido y pondrían fin a las “humillaciones por no poder pagar los almuerzos” en Carolina del Norte. Después de todo, ningún niño debería ser estigmatizado porque sus padres o tutores no puedan pagar las comidas escolares.

Las comidas escolares sin costo garantizan que todos los niños tengan la oportunidad de acceder a comidas nutritivas. Pero no es una imposición: los estudiantes siempre tienen la posibilidad de rechazar una comida escolar.

Por favor, apoye la salud y el éxito académico de los niños de Carolina del Norte e incluya en el presupuesto fondos recurrentes para las comidas escolares sin costo. Esta asignación garantizará que todos los niños de las escuelas públicas de Carolina del Norte tengan acceso a desayunos y almuerzos en la escuela sin costo alguno para sus familias.

Enlace para firmar la carta: Firma la Carta de Apoyo