Terminó la pesadilla para la cantante Britney Spears, un juez puso fin a la tutela legal que mantenía su padre James Parnell Spears.

Después de una larga tutela de más de 13 años, donde las decisiones de su vida personal y su patrimonio eran controladas por su padre y sus abogados, Britney Spears recupera su autonomía y sus derechos civiles de los cuales fueron privadas durante todo este tiempo.

Los miles de fans de Britney Spears, celebran afuera de la corte de California la libertad de la cantante, manifestándose en redes sociales el total apoyo hacia la cantante.

Share This Article

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin